ILUMINA TU HOGAR COMO UN PROFESIONAL

ILUMINA TU HOGAR COMO UN PROFESIONAL

A menudo, cuando decoramos o reformamos viviendas o estancias de las mismas, solemos prestar atención a el tipo de habitación y el estilo que deseamos conseguir, color que emplearemos en la pintura de las paredes, por último, el tipo de mobiliario y disposición. Pero hay una cuestión que solemos descuidar y puede ser que el uso adecuado de este elemento marque haga destacar tu proyecto y marque la diferencia entre un buen resultado y un resultado casi profesional. Hablamos de la iluminación.

Cuando pensamos en una buena iluminación habría que plantearse las siguientes preguntas: dónde, por qué, cuánta luz debe proyectarse y que consumo generará dentro del hogar. Siguiendo estas pautas, podemos crear iluminaciones realmente útiles y adecuadas para la estancia, agradables y además mucho más eficiente. Conociendo los tipos de iluminación que más emplean los interioristas en la actualidad podrás crear distintas escenas de luz que modificarán cada uno de nuestros espacios interiores.

En función de la habitación y el uso que se le dé a esta en primer lugar hemos de identificar que tono de luz es el más adecuado y cantidad de luz es la necesaria. Estos dos datos condicionaran de algún modo el consumo energético. Las fuentes de luz cálida tienden a relajar y hacer la estancia más confortable, mientras que las fuentes de luz fría tienden a estimularnos. Asociado, siempre, a la cantidad de luz que deseamos proyectar.

Las casas eficientemente energéticas tienen también en cuenta el tipo de bombilla que se usa. Actualmente suele ser de tipo led. Han venido a sustituir a la tradicional debido a sus características especiales que mejoran notablemente la duración, disponen de amplia gama en tono de luz y cantidad, etc…usted puede adquirir cualquiera de este tipo de bombilla en tiendas especializadas de iluminación, en nuestro caso siempre nos ha ido genial con el mayorista Solid Power LED

TIPOS DE ILUMINACIÓN

Iluminación general. Es la que ilumina nuestro hogar y cada estancia. Su uso es meramente funcional. Utilizaremos tono y cantidad en función de los parámetros anteriormente citados y emplearemos lámparas de techo o apliques. Es recomendable emplear varios puntos de luz en una habitación mejor que uno solo. Para cierto tipo de estancias como el salón, donde podemos necesitar de distintos tipos de iluminación según la actividad que estemos realizando, existe la opción de emplear reguladores de intensidad.

Iluminación puntual. Este tipo de iluminación es complementaria a la general. Con ella destacamos zonas de una actividad concreta dentro de la estancia. Empleando lámparas de pies, para la mesita de noche o leds, por ejemplo, en vitrinas o estantería, crearemos un foco de atención dentro del conjunto. Es importante que, aunque queramos destacar alguna actividad dentro de la habitación el contraste con la iluminación general no puede ser excesivo.

Iluminación decorativa. Esta iluminación se emplea para realzar los detalles e iluminar un determinado objeto en especial. Normalmente se ha utilizado para iluminar una planta, una escultura o un cuadro. Aquí la luz sirve para dar protagonismo al objeto, el verdadero centro de atención.

Iluminación de exposición. Este tipo de iluminación está más orientado a la creación de un efecto escénico o teatral que a iluminar una habitación. En este tipo de iluminación se pueden buscar colores o temáticas para dar ese toque especial que buscamos en nuestra vivienda. Es por tanto una iluminación protagonista, en la que ella es el centro de atención.

Además de estos 4 tipos de iluminación que puedes emplear en tu vivienda, tanto en interior como en exterior, existe una última tendencia muy extendida y empleada por los profesionales. Empleando los leds antes comentados podemos crear falsas realidades. ¿Y en qué consiste? Podemos utilizar la iluminación para iluminar y resaltar los efectos arquitectónicos y a su vez creando falsas realidades, como puede ser su empleo en la base de un sofá, por ejemplo, para producir la sensación de ingravidez del mismo, o iluminar la baranda de una terraza para destacarla de una forma original.

Ya ves que las posibilidades son casi infinitas. Teniendo en cuenta estos aspectos base de iluminación y utilizándolos inteligentemente pueden ser, como te decíamos al principio, el aspecto que pueda hacer destacar la decoración de tu vivienda o estancia. Te recordamos de nuevo que uses bombillas tipo led en la medida de lo posible, ya que si quieres crear un ambiente profesional deberás emplear un mayor número de puntos lumínicos y eso en la factura de la luz se puede ver reflejado.

Esperemos que os haya sido de utilidad. Nos puedes hacer llegar tus dudas y tus proyectos realizados. Estaremos encantados de conocerlos.