¿Por qué amamos el concreto?

¿Por qué amamos el concreto?

Ente todos los materiales de construcción utilizados en el mundo, el hormigón es el más común debido a sus ventajas únicas si se comparan con otros materiales. A continuación explicaremos las ventajas de hacer esta elección:

El concreto es económico

En comparación con los materiales de cemento diseñados para la construcción, el costo de producción del cemento es realmente bajo. Es decir, es económico y además se encuentra disponible en todo el mundo. Esto no sucede con  el acero, los polímeros y otros materiales de construcción. Para hacer cemento, sólo hace falta añadir agua y los agregados. Todos ellos están disponibles en el mercado a precios completamente accesibles. Los de mejor calidad los encuentras en Pavistamp

El concreto se endurece a temperatura ambiente

El concreto se endurece, se fortalece y se solidifica a temperatura ambiente. Esto es debido a que es un material inorgánico, esto es beneficioso ya que brida la posibilidad de utilizarlo independientemente de las condiciones climáticas o ambientales, y se puedes optimizar con los aditivos necesarios en cada caso.

Habilidad para ser moldeado

El concreto cuando está fresco, es fluido y se encuentra en estado líquido. Por lo tanto, se puede verter en encofrados o configuraciones de encofrados para crear distintas formas y tamaños deseados en el sitio de construcción. El hormigón se puede moldear en formas y configuraciones complejas ajustando la mezcla.

Excelentes características de resistencia al agua

Aunque los químicos en el agua pueden inducir corrosión en el concreto reforzado, en comparación con la madera y el acero, puede resiste mucho más en el agua sin que el deterioro sea realmente grave. Debido a esta propiedad, es ideal para aplicaciones sumergidas o en profundidad. También lo es para las estructuras de construcción, tuberías, presas, canales, revestimientos y estructuras de costas. El agua pura no es perjudicial ni para el concreto, ni siquiera para el concreto reforzado. Lo que sí puede causar el deterioro son las sustancias químicas disueltas en el agua como los sulfatos, los cloruros y el dióxido de carbono.

Resistencia a altas temperaturas

El concreto puede soportar altas temperaturas mejor que la madera y el acero. El hidrato de silicato de calcio, es el aglutinante principal presente en el concreto, puede resistir hasta 910 grados centígrados. El concreto no es un buen conductor de calor y puede almacenar una cantidad considerable de calor en el ambiente. El concreto puede soportar calor durante 2 a 6 horas, lo que permite tiempo suficiente para las operaciones de rescate en caso de incendio.

Capacidad para consumir y reciclar residuos

Muchos desechos industriales se pueden reciclar como sustituto del cemento agregado. Esto incluye cenizas volantes, vidrios de desecho e incluso neumáticos de vehículos molidos. Así, la producción de concreto puede reducir significativamente los impactos ambientales debido a los residuos industriales. El uso de estos desechos mejora las propiedades del concreto, y por lo tanto, la calidad de la estructura no se ve comprometida.

Se requiere mantenimiento bajo o cero

Las estructuras de concreto no requieren revestimiento o pintura para aplicaciones regulares como protección para la intemperie en comparación con las estructuras de acero o madera donde es inevitable. No lo pienses más, el cemento es la mejor opción en materiales de construcción.

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to site top